tve movistar+
Patrocinadores
Oficiales
65 Festival de San Sebastián
22/30 Septiembre 2017 - #65ssiff

cerrar
Rellena este formulario con tus datos para acceder a los contenidos reservados a usuarios registrados.
Pincha aquí
¿No recuerdas tu contraseña? Pincha aquí

cerrar


Aún no has validado tu email. Te hemos enviado un correo electrónico, debes pinchar el enlace adjunto para validar su cuenta.

Estás en: Portada > 68 Edición 2020  > Diario del Festival > Una gala muy musical reivindica la sala de cine
Diario del Festival » Inauguración
Una gala muy musical reivindica la sala de cine
Sábado, 19 de septiembre de 2020

¿Dónde habrán ido las flores?, decía la canción que abrió la gala. Las flores, motivo que ha inspirado los carteles de la presente edición del festival, pueden abrirse paso entre las grietas y la vida vuelve a brotar, se explicaba poco después. En este año de pandemia, eso es una excelente metáfora de lo que quiere representar el Festival. “El cine es capaz de achicar distancias y de hacer que volvamos a casa. Y es que la distancia separadora es también salvadora, porque no hay lucidez sin distancia”.

Estos términos en los que se expresó la recurrente idea de la distancia muestra el tono de una gala de inauguración (dirigida por el bailarín Jon Maya con guion del escritor Harkaitz Cano) eminentemente lírica y musical, jalonada constantemente por canciones y coreografías. Cayetana Guillén Cuervo, Eneko Sagardoy, Miren Gaztañaga e Inma Cuevas fueron los encargados de conducirla, además de también recitar, cantar y bailar.

A las presentaciones de las distintas secciones que componen el Festival, y a la presencia sobre el escenario del jurado de la Sección Oficial, se añadieron algunos momentos especiales. José Luis Rebordinos insistió en la idea de que el mejor lugar para ver una película es una sala de cine, e invitó al escenario a Thierry Frémaux, director del Festival de Cannes, un “festival amigo”, que este año no ha podido celebrarse. Frémaux apeló a la solidaridad entre festivales y redundó en el valor de la sala de cine. “El cine está vivo. El cine no va a morir”, proclamó. También hubo un recuerdo para José María Riba, fallecido recientemente, y que durante muchos años trabajó tanto para el Zinemaldia donostiarra como para el Festival de Cannes.

Por último, antes de dar paso a la presentación desde el escenario por parte de las actrices Elena Anaya y Gina Gershon y el productor Jaume Roures, de Rifkin’s Festival, película que inauguraba la presente edición, se emitió un vídeo grabado en Nueva York en el que el director Woody Allen alabó la ciudad y el certamen, y se despidió con un “nos vemos después de la pandemia”.


 
Zinema pantaila handira itzuli da Una gala muy musical reivindica la sala de cine Distantzian eta zinema aretoetara itzultzeko premian egin da azpimarra Zinemaldiaren urte arraro honen irekiera galan. Eta horrela izan da hasieratik, besaulkien artean hasi
Zinema pantaila handira itzuli da Una gala muy musical reivindica la sala de cine Distantzian eta zinema aretoetara itzultzeko premian egin da azpimarra Zinemaldiaren urte arraro honen irekiera galan. Eta horrela izan da hasieratik, besaulkien artean hasi
Una de las coreografías de la ceremonia.
Una de las coreografías de la ceremonia.

Patrocinadores Oficiales:
Colaboradores Oficiales:
Instituciones Socias:
© Donostia Zinemaldia | Desarrollado por: Yo Miento Producciones

Esta web utiliza cookies propias y externas para ofrecerte una mejor experiencia como usuario. Más información Aceptar